Los mercados laborales deben brindar acceso para todos

05, mayo

Por Denis Pennel Los cambios estructurales en nuestras economías están teniendo un profundo efecto en los mercados ...

Por Denis Pennel

Los cambios estructurales en nuestras economías están teniendo un profundo efecto en los mercados laborales, trayendo cambios en la forma en que se clasifica, protege, organiza, y distribuye el trabajo.

El surgimiento de las cadenas de suministro globales ha generado mayor tercerización y trabajo basado en proyectos, mientras que la digitalización ha borrado los límites entre ocio y trabajo, permitiéndonos trabajar prácticamente desde cualquier lado. Si le sumamos el crecimiento del individualismo y la permanente evolución en las necesidades de habilidades, el resultado es un mercado laboral muy distinto del de una década atrás.

Estos cambios traen muchas oportunidades, pero también muchos desafíos. La World Employment Confederation realizó una serie de recomendaciones en torno a las acciones necesarias para crear mercados laborales que sean adecuados para el nuevo mundo del trabajo. Una de las principales es la que refiere a la necesidad de acceso completo, equitativo y seguro a los mercados laborales a través de diversas formas de trabajo.

Para maximizar la participación en el mercado laboral y lograr que la mayor cantidad de gente posible acceda al trabajo, necesitamos derribar las barreras de entrada y crear mercados laborales diversos e inclusivos que se nutran de una fuerza laboral que nunca ha sido tan diversa como en la actualidad. Esto incluye a jóvenes menores de 25 años que se están estableciendo en el mercado laboral, los desempleados de larga data, las minorías étnicas, los discapacitados, los trabajadores mayores, los informales, y los inmigrantes.

El punto de partida para esto es una unión efectiva entre trabajadores y trabajo. Actualmente los trabajadores tienen expectativas variadas: trabajo a tiempo completo, trabajo a tiempo parcial, autoempleo, trabajo combinado con desarrollo de habilidades – y la lista sigue. Las empresas también tienen necesidades diversas, y requieren flexibilidad para aumentar o reducir nómina, de acuerdo con el flujo del ciclo de negocio, o los proyectos que llevan adelante. Por ende, cada vez más apuntan a contratar personas mediante un abanico de contratos distintos, y complementar sus necesidades de fuerza de trabajo mediante trabajadores de agencia y tercerización.

Hoy en día muchos países tienen más de 30 tipos de contratos laborales distintos, que operan en simultáneo. El desafío radica en como clasificar a estas nuevas formas de relaciones laborales. El crecimiento de la gig economy generó debates en torno a los factores que diferencian a los empleados y a los trabajadores independientes, y se observan desafíos legales respecto a estas definiciones en distintas regiones.

Los gobiernos deben establecer regulaciones adecuadas que garanticen la justa competencia entre estas formas diversas de trabajo, creando un campo de juegos que brinden derechos y protecciones básicas a todos los trabajadores, más allá del tipo de contrato bajo el que se encuentren. Las políticas de los mercados laborales deben priorizar a los individuos más vulnerables y más necesitados de protección. Debemos garantizar condiciones de trabajo seguras y sanas para todos los trabajadores, tomando medidas preventivas para cuando estén enfermos o no trabajando, y para cuando se jubilen.

Con el aumento del trabajo online y remoto, promovido por las nuevas tecnologías, estamos observando una creciente necesidad de organización y representación entre los trabajadores. En muchos casos, las personas aúnan fuerzas para crear grupos informales y redes de proveedores y socios que trabajan juntos para atraer y retener clientes. Redes tales como LinkedIn, Upwork y Task Rabbit conectan a las personas de manera inmediata y actúan como intermediarios del mercado laboral, uniendo trabajadores y trabajo. Estas redes y plataformas juegan un rol muy importante en la promoción del trabajo, pero los gobiernos también deben asumir su responsabilidad y estimular la creación de empleo mediante la generación de marcos regulatorios estables y apropiados para los negocios a los que puedan adherir todos.

Estamos viviendo y trabajando cada vez por más tiempo, por ende debemos buscar un ritmo laboral distinto y mayor compromiso y satisfacción con el trabajo que realizamos. En los años que vendrán, los trabajadores no solo experimentarán una mayor variedad de relaciones contractuales en sus vidas laborales, sino que también requerirán capacitaciones continuas y actualización de habilidades para estar al nivel de las nuevas tecnologías y sistemas. Incluso pueden encontrarse siguiendo diferentes trayectorias laborales. Los gobiernos necesitan reconocer que no se trata de un fenómeno pasajero y del momento, sino de una situación que ha llegado para quedarse. Deben apoyar e impulsar esta diversidad, poniendo en marcha sistemas que están diseñados para dar soporte a las personas desde el inicio de sus trayectorias laborales, hasta su jubilación, e incluso más allá.

Acerca de Denis Pennel

Managing Director de la World Employment Confederation, Denis Pennel es un experto en mercados laborales, con extenso conocimiento y años de experiencia en cuestiones de empleo tanto a nivel mundial como de de la Unión Europea. Ha publicado varios libros en inglés y francés, describiendo las nuevas tendencias del cambiante mundo del trabajo, y participa frecuentemente como orador en conferencias internacionales.

Sigue a Denis en Twitter @PennelDenis

Acerca de WEC

Como Confederación Mundial del Empleo, WEC es la voz del sector del empleo a nivel mundial, representando habilitadores de mercados laborales en 50 países y a 7 de las empresas más grandes de soluciones en fuerza laboral. WEC brinda un acceso y compromiso único con hacedores internacionales de políticas (OIT OCDE, Banco Mundial, FMI, OIM, UE) y grupos de interés (sindicatos, la academia, think tanks, ONGs). Sus principales objetivos son ayudar a sus miembros a desarrollar sus negocios en un marco legal regulado de manera positiva y ganar reconocimiento por la contribución positiva que hace el sector al mejor funcionamiento de los mercados laborales.

Sigue a WEC en Twitter @WECglobal