rfgrag

Uruguay: el empleo bajo doble amenaza

El vertiginoso avance de la llamada Industria 4.0 pone al país en peligro de profundizar su atraso y los niveles de empleo.

 

De acuerdo con un artículo publicado por El Observador, Uruguay enfrenta el acuciante problema del doble riesgo del empleo, generado por restricciones actuales y por el cercano impacto de la revolución tecnológica.

La última Encuesta de Expectativas Económicas de junio, que El Observador realiza mensualmente entre bancos, otras instituciones y economistas privados, brinda información al respecto.

Mientras la media coincidió en una aceleración del crecimiento del Producto Interno Bruto (PIB), por encima del 3% este año y el próximo, el desempleo fue situado en 8,4% al cierre de 2017 y 8,1% en 2018. Esta estimación supera el 7% del tope del rango meta del gobierno y el 5,6% registrado en abril.

La razón inmediata de que el mayor dinamismo de la economía no se traduzca en mejora del empleo son los costos operativos que enfrentan las empresas, en salarios e impuestos y precios de las tarifas de servicios públicos, especialmente en fuentes de energía. La forma lógica de paliar esta situación sin tocar salarios es que el gobierno aproveche sus mayores ingresos por crecimiento del PIB para aliviar las cargas tributarias y de servicios, que inducen cautela empresarial en contratar personal.

De no tomarse este camino el país enfrentará este año y el próximo la paradoja de que crece la economía pero empeora el empleo.

Un estudio de la consultora PwC señaló que la economía uruguaya creció 5,1% en los últimos tres años pero se perdieron 33 mil puestos de trabajo, por encarecimiento de mano de obra y pérdida de competitividad por costos de producción.

Además, el riesgo se duplica ante la necesidad de mejorar la formación de trabajadores activos en todas las áreas para hacer frente al cambio vertiginoso en las nuevas tecnologías de la información y las comunicaciones, en robótica y en inteligencia artificial.

Un informe de la Oficina de Planeamiento y Presupuesto (OPP) anticipa que los sectores más afectados por la automatización serán la agroganadería, las industrias forestal y de alimentos y bebidas, y las empresas financieras e inmobiliarias, aunque el impacto se sentirá en muchas otras áreas.

Numerosos expertos locales concuerdan en el papel esencial que desempeña la educación para evitar que Uruguay quede aún más relegado en el mundo actual y el que viene, y establecen que la situación actual es preocupante, ya que un gran número de jóvenes no son capaces de comprender un texto, lo que limita su capacidad de adaptación al cambio tecnológico.

Fuente: El Observador

 

Related News

Comments are closed