pencils

Educación, innovación y mercados laborales. ¿Cómo repensar América Latina?

La Educación es la llave para crear Capital Humano. En un contexto en el que la habilidad para atraer talento es vital para todos los países del Mundo, América Latina tiene una gran oportunidad.

Por Martín Padulla

Está claro que el mundo del trabajo cambió. También existen evidencias acerca de la desconexión entre los sistemas educativos y los mercados laborales.

Nuestras sociedades, estructuradas con fuerte influencia de oleadas inmigratorias, se gestaron a través de dos pilares fundamentales que se constituyeron en valores: la cultura del trabajo y la cultura del estudio. La Educación y el Trabajo son dos caras de la misma moneda.

Esta región tuvo intelectuales innovadores que pensaron la educación allá por 1850 con la idea de constituirla en el instrumento que dotaría a la población de los mejores recursos para el trabajo y su desenvolvimiento social. Diversos ensayos  con sesgo ideológico han prevalecido sobre criterios técnicos y esas ideas innovadoras fueron muchas veces cuestionadas o incluso ignoradas siguiendo caminos equivocados. La situación luego de esos experimentos no es la mejor.

El mundo de hoy requiere de una apuesta mucho más fuerte que la del pasado. Se requieren nuevas habilidades para producir más y mejor. La anhelada igualdad de oportunidades necesita de demostraciones fehacientes de voluntad de esfuerzo y superación. La inversión en Educación debe ser pertinente (ajustada a la demanda) y además eficaz. Muchos de nuestros países incrementaron la inversión en Educación pero no siempre de la mejor manera. Existen países en la región con ingreso irrestricto a universidades públicas en el que el 75% de los estudiantes no se gradúan. Estamos hablando de jóvenes que cursan sus estudios de manera gratuita, que no agregan valor y que generan costos que paga el conjunto de la sociedad. Si a esto le agregamos que además, estos jóvenes pueden estudiar cualquier tipo de carrera sin importar si ese tipo de habilidades son necesarias para el país o no, nos encontramos ante una pretensión de modelo inclusivo que en realidad excluye y encierra una profunda injusticia.

Este estado de cosas nos encuentra con jóvenes profesionales que cuentan con saberes saturados en el mercado laboral y una escasez de graduados en determinadas disciplinas que garantizan un 100% de inserción laboral. Me refiero a disciplinas que garantizan el ingreso al mercado laboral inclusive si se contara con más del doble de egresados. Una paradoja incomprensible.

Sabemos también que existen países como Corea del Sur que en 30 años, trabajando sobre las competencias de sus ciudadanos pasaron de ser pobres a ricos. A través de una planificación muy profesional, lograron generar un sistema de formación basado en la demanda. Además de esto, fomentaron fuertemente la innovación. Hoy Corea con 50 millones de habitantes genera 10 veces más invenciones que una América Latina compuesta por 600 millones de ciudadanos. Esas innovaciones crean muchísimo trabajo. Ese mismo país tiene 71000 estudiantes universitarios en las principales universidades de Estados Unidos mientras toda nuestra región no llega a tener la mitad de esa cifra.

Evidentemente es imprescindible hacer una correcta lectura de la realidad. Una realidad que tiene nuevas formas de trabajar, con trabajadores multi-tasking, crowdsourcing, fab-lab, outsourcing, co-working, teletrabajo, movilidad, flexibilidad, transiciones y millones de jóvenes que todos los años pretenden ingresar en el mundo productivo.

¿Cuál es la concepción del trabajo que está prevaleciendo en América Latina? Por momentos la ecuación parecería ser la siguiente: marcos regulatorios de mediados del siglo XX, educación de principios del siglo XX con modificaciones y actualizaciones menores y puestos de trabajo o requerimientos de habilidades del siglo XXI.

Es necesario profundizar el debate técnico, insistir en el diálogo social, convocar a los mejores y trabajar sobre datos duros. Debemos generar Educación de calidad para todos nuestros jóvenes y oportunidades de Trabajo Decente.

Tenemos que fomentar la innovación y la creatividad porque estas generan el 40% del crecimiento económico. Generar un sistema de formación técnico-productiva flexible y dinámica, basado en la demanda para mejorar las habilidades de trabajadores y emprendedores, facilitando diversas formas de contratación y  start up de emprendimientos.

La fiesta de los commodities parece haber terminado, los precios de las materias primas caen, las impresoras 3D estarán entre nosotros en breve cambiando para siempre a la producción. Pensar en mejorar la productividad basándose en mano de obra barata o tipo de cambio devaluado constituye un error imperdonable que, además, sería recurrente.

Tenemos una gran oportunidad: si logramos articular políticas público privadas, unir agencias públicas de empleo con agencias privadas de empleo para trabajar de manera profesional las transiciones, estimular la innovación, educar para que surjan más y mejores innovadores y trabajar la empleabilidad, entendida como la brecha entre las competencias productivas y demandadas, nuestro crecimiento será sostenible e inclusivo.

Llegó la hora de dejar de malgastar energías y recursos. Podemos formar una generación de latinoamericanos competentes y productivos. Las herramientas están a nuestro alcance.

Acerca de Martín Padulla

Managing Director de Staffingamericalatina. Martín Padulla es Sociólogo (USAL), MBA (UCA) y experto en mercados laborales. Publicó Trabajo Flexible en Sudamérica y Entornos normativos para Agencias Privadas de Empleo en América Latina, dos libros acerca de las nuevas realidades del trabajo.

mpadulla@staffingamericalatina.com

Acerca de staffingamericalatina

Es el único medio digital independiente especializado en los mercados laborales de América Latina.

Genera y difunde contenidos, investigaciones y desarrollos sobre temáticas como Empleabilidad, Empleo Juvenil, Formación para el Empleo, Trabajo Decente, Agencias Privadas de Empleo, Políticas activas de Empleo, Teletrabajo, Articulación Público-Privadas de acciones tendientes a la generación de Trabajo Decente, Empleos Verdes y Responsabilidad Social Empresaria.

Es el punto de encuentro para empresas, proveedores, candidatos, empresas de servicios, académicos y profesionales independientes de América Latina y el Mundo.

Sigue a staffingamericalatina en Twitter @staffingal

Related News

Comments are closed